Mis artículos en otros blogs:
El tinglado, blog de aula Apuntes sobre blogs Blogestores Bitácora de TIC
Páginas dispersas

Páginas dispersas

Páginas educativas sobre nuevas tecnologías

Saltar navegación

Botón blogfesor

Botón de Páginas dispersas

Bot´n de El Tinglado

Planeta Educativo

Ubuntu-es

Aulablog.com

Planeta Edusol

Licencia de Creative Commons

Get Firefox

 Use OpenOffice.org

Formato Open Document

Formato Open Document


Enlace permanente

General »

Imprimir

Hay que saber puntuar

Perdón imposible

José Antonio Millán, veterano escritor e internauta, ha publicado este año su libro Perdón imposible, guía para una puntuación más rica y consciente. Con este libro pretende que tomemos conciencia sobre el buen uso de la escritura, pues resulta imperdonable (de ahí el título del libro) que no se cuide la puntuación en un texto que se precie. Como apunta en el prólogo (que se puede leer en su web junto a algunos capítulos), no sólo basta limpiar los textos de faltas de ortografía, sino que también es necesario pulirlos con los signos de puntuación adecuados, lo que facilita su comprensión y su calidad, y esto no lo puede hacer ningún corrector ortográfico. Millán complementa su libro con ilustraciones y notas, además de con un concurso sobre puntuación, que se encuentran en su página web.

José Antonio Millán deja claras las cosas desde el principio del libro:

Una persona culta no puede permitirse puntuar mal un escrito, y ése es uno de los sentidos que podemos asignar al título de este libro, Perdón imposible. Sin embargo, ¿cuánto esfuerzo se dedica a enseñar la puntuación en el sistema escolar, comparado con el que se aplica a la ortografía de las letras? El resultado es que nuestros estudiantes apenas puntúan, o lo hacen erráticamente… (p. 12)

Y a lo largo del libro nos ayuda Millán a aprender o a recordar el uso de los signos de puntuación, y no olvida ninguno. Su lenguaje directo, y a veces coloquial, contribuye a la facilidad con que se lee. También se agradecen los ejemplos que ilustran los contenidos, pues no sólo se recogen textos cultos, sino también textos procedentes de la vida diaria y, en especial, del mundo de las nuevas tecnologías. Hay que tener en cuenta que Millán es un escritor pionero en internet, y participa activamente en este medio desde hace ya muchos años, como se puede comprobar leyendo la gran cantidad de artículos que tiene en su página personal, además de su libro de cuentos Nueve veranos, que distribuye con licencia Creative Commons.

Por tanto, muy útil puede resultar este libro para todos los que escribimos en internet, sobre todo para los que somos profesores y queremos inculcar en los estudiantes la preocupación por la escritura. La Red sigue y seguirá fundamentándose en la palabra escrita, por muchos medios audiovisuales que se utilicen. Esta resurrección de la escritura, que creíamos muerta con el imperio de la televisión y del cine, se ha visto favorecida con el auge actual de las bitácoras. Por ello, resulta esencial que los textos estén mejor escritos y estructurados para que cumplan su función de comunicación, como se nos recuerda en estas páginas.

Como conclusión, Millán resume el sentido que tiene este libro:

Puntuar bien es un arte, un reto: una necesidad. Su dificultad más grande proviene de que exige un desdoblamiento: el que puntúa debe ponerse en el lugar del que va a leer, sin abandonar el lugar del que está escribiendo. Y tener en cuenta al otro (que horas o décadas después vendrá sobre nuestro texto) siempre supone un esfuerzo… (p. 160)

(Espero haber puntuado bien este artículo…)

Enlaces relacionados:

Por Alejandro Valero en General el 14.08.05
Palabras clave escritura

No hay comentarios

Botón de Páginas dispersas Páginas dispersas - http://fresno.pntic.mec.es/avaler3
© de la web y del diseño: Alejandro Valero. Licencia de Creative Commons.